Ana, mulata sumisa

Ana, 35 años.

Sumisa mulata de nivel medio-alto con muchas ganas de complacer y obedecer a mis amos.

Por primera vez en Balinba Relax.

Mis labios carnosos te volverán loco.

Garganta profunda, no importa tu tamaño, es mi especialidad.

Córrete en mis grandes tetas o en mi cara de guarra, o átame con una correa de perra y paséame mientras me insultas.

Me encanta ser meada por mis amos: en el cuerpo, en la cara o en mi boquita, la recibiré con gusto.

Mi satisfacción es obedecerte. 

 

  • Estoy las 24 horas.
  • Ven y te invito a una copita.
  • Me conocerás y seguro que repetirás.
  • Parking propio (1 hora gratis).
  • Visa.

Pide tu cita con esta chica Balinba:

DIRECCIÓN

Calle General Concha 39, 48012 Bilbao

TELÉFONO

«―Ábrete de piernas― totalmente excitado el cincuentón exigió.
Las rodillas de la mujer se separaron para permitir las maniobras del cliente, el cual usando su otra mano bruscamente le introdujo dos dedos en su sexo y de esa forma descubrió que la que creía una mojigata, estaba disfrutando al comprobar que su cueva estaba empapada con el flujo que manaba de su interior.
El pene de Albert ya le pedía acción y por ello dándola la vuelta, le exigió una mamada. En silencio, la castaña se arrodilló y abriendo la bragueta, liberó la extensión del abogado.
Éste satisfecho se sentó en el sofá y abriendo las piernas, la ordenó que se acercara. La muchacha con lágrimas en los ojos y de rodillas, se acercó a él con la mirada resplandeciente. El cincuentón supo de esa forma que iba a ser una buena mamada aún antes de sentir como la boca de la fulana engullía su pene.
Tal como vaticinó, era una verdadera experta. Su lengua se entretuvo un instante divirtiéndose con el orificio del glande, antes de lanzarse como una posesa a chupar y morder su capullo, mientras las manos acariciaban los testículos del cliente.
La reacción de este no se hizo esperar y alzándola de los brazos la sentó sobre sus piernas, ordenando a la castaña que fuera ella quien se empalara. La oculta cueva entre tanto pelo le recibió fácilmente demostrando que la novata estaba totalmente lubricada por la excitación que sentía en su interior.»

Título: «Becaria y sumisa de un abogado maduro»
Autor: Golfo

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Conoce a otras chicas Balinba: